Homenaje a Ángel González

La vida en Juego

Donde pongo la vida pongo el fuego
de mi pasión volcada y sin salida.
Donde tengo el amor, toco la herida.
Donde pongo la fe, me pongo en juego.

Pongo en juego mi vida, y pierdo, y luego
vuelvo a empezar, sin vida, otra partida.
Perdida la de ayer, la de hoy perdida,
no me doy por vencido, y sigo, y juego
lo que me queda: un resto de esperanza.

Al siempre va. Mantengo mi postura.
Si sale nunca, la esperanza es muerte.
Si sale amor, la primavera avanza.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

un poema de mucha reflexion.. me gustaria seguir leyendo los otros de tu autoria.
Gladys..

huyamos... dijo...

este poema no es mío, es de Ángel González. Ya me gustaría a mi poder hacer poemas como este!